Agosto 2021 | View de Mercado: LO QUE NOS DEJÓ EL MERCADO EN EL ÚLTIMO MES
agosto 12, 2021      |      Compartir

Agosto 2021 | View de Mercado: LO QUE NOS DEJÓ EL MERCADO EN EL ÚLTIMO MES

LO QUE NOS DEJÓ EL MERCADO EN EL ÚLTIMO MES

Mercado Internacional: Los grados diferenciales de avance en las campañas de vacunación han generado una brecha en las expectativas de crecimiento. Europa empezó a ponerse al día luego de haber comenzado muy por detrás de Estados Unidos. Hoy ya ambas economías tienen el 50% de su población con vacunación completa y un 10% adicional con al menos una dosis de vacuna. Las perspectivas de Nivel de Actividad han seguido mejorando.

Estados Unidos proyecta un crecimiento del 7% (2021) y del 4,9% (2022), luego de haber caído 3,5% en 2020.

En el caso de la Unión Europea, la caída de 2020 fue mayor (-6,5%) y la recuperación proyectada es de 4,6% y 4,3% para 2021 y 2022 respectivamente. Estas dinámicas serán claves para definir las políticas monetarias que aplicará cada región y cómo se acomodan los flujos de dinero.

Brasil: El Banco Central de Brasil sigue preocupado por la inflación y definió una suba de 100 pb. para la Tasa Selic. El aumento fue mayor al esperado, aunque se alinea con las expectativas de mediano plazo que arrojaban valores del orden del 7% para fin de año.

La minuta del COPOM dejó entrever su preocupación por un nivel de inflación interanual que ya llega al 8% y anticipó una nueva suba de igual magnitud para la próxima reunión. Ven indicadores sólidos de nivel de actividad e inflación persistente en niveles altos. Las expectativas de crecimiento son de 5,3% para 2021, pero solamente de 1,9% para 2022.

Argentina:  Las últimas semanas marcaron un cambio de tendencia. Finalizó la etapa de mayor liquidación de divisas del agro y se inició el habitual proceso de dolarización de carteras que se produce ante los ciclos electorales. Bajo el nuevo contexto, el margen del BCRA para seguir acumulando reservas es menor y han empezado a intercalarse días de compra de dólares con otros en los que tiene que usar las reservas para intervenir y mantener el ritmo buscado de depreciación del tipo de cambio oficial. El promedio de intervenciones de 10 ruedas volvió a ser negativo luego de casi 6 meses. A su vez el BCRA ha necesitado intervenir vendiendo casi USD 400 millones en el mercado de bonos para contener la brecha cambiaria.      

    

PERSPECTIVAS DE MERCADO

MERCADO INTERNACIONAL | Perspectivas

  • Monedas: Las minutas de la Reserva Federal todavía dejan entrever que no hay consenso sobre la recuperación económica. Esto lleva a pensar en la continuidad de la intervención monetaria. Si bien algunos miembros piensan que la recuperación puede darse antes de lo previsto originalmente, la postura mayoritaria seguirá siendo la de esperar a que el crecimiento económico se consolide antes de recortar el ritmo de intervenciones o subir las tasas de interés.  
    La diferencia de rendimiento entre los bonos del Tesoro de Estados Unidos y de Alemania tiene implícita una trayectoria de apreciación del euro/depreciación del dólar. El punto de inflexión se da en 0,4% en 6 meses, 0,7% en un año y llega a 7,4% a los 5 años. Esto confirma que se espera una política monetaria y fiscal que sigue siendo más expansiva en Estados Unidos que en Europa.
  • Renta Fija: Las curvas de rendimiento de las principales economías se han ido adaptando a estas expectativas de política monetaria y fiscal expansiva. La liquidez sigue siendo un común denominador y eso se refleja en rendimientos negativos para Alemania o Gran Bretaña en el corto plazo.
    En el caso de Estados Unidos, la pendiente de la curva de rendimientos se ha ido incrementando, lo que implica que se sigue acortando el plazo esperado para que comiencen los ajustes de tasas. Las oportunidades de inversión en activos de Renta Fija de economías emergentes (Brasil, Chile, Turquía, etc) depende de los ajustes entre las monedas. En lo que va del año solamente Brasil dentro de los ejemplos mencionados ha arrojado utilidades medidas en dólares producto de la apreciación reciente del Real.  
  • Renta Variable: La combinación de recuperación del nivel de actividad por efecto de la vacunación y postergación de los eventuales ajustes de política monetaria ha generado un escenario favorables para las acciones. En lo que va del año se han acumulado utilidades de dos dígitos en índices como S&P, Nasdaq o EuroStoxx, siendo una manera de lograr rentabilidad en escenarios de tasas reales negativas.  
  • Commodities: Las expectativas siguen favoreciendo a aquellos commodities cuyo precio depende del nivel de actividad (petróleo y granos) por sobre los de reserva de valor (oro).

MERCADO ARGENTINO | Perspectivas

Mercado Cambiario: La decisión oficial sigue siendo la de mantener un ritmo de depreciación bajo del tipo de cambio mayorista (entre 1% y 1,2% mensual). Esto a pesar de que la oferta excedente de dólares es claramente menor en esta segunda etapa del año. La mayor demanda de importaciones de energía y una menor liquidación estacional del agro pueden generar varias jornadas en las cuales el BCRA debe vender reservas.

  • En julio el ritmo de depreciación fue de solamente el 1%, el más bajo del año. Esta dinámica se mantuvo durante los primeros días de agosto. En los últimos días debió intervenir vendiendo un promedio de USD 20 millones diarios, aunque esa cifra es una combinación de días de ventas netas y otros de compras netas. Si las ventas se sostienen a ese ritmo diario, es probable que aumenten las regulaciones, en especial sobre las importaciones que adquirieron volumen elevado en los últimos meses. Un tema para seguir de cerca es la importación de energía.

  • Sigue siendo el canal sobre el cual recae la demanda por dolarización de carteras. El BCRA ha aumentado significativamente su intervención en el mercado de bonos para contener la brecha y que no se aleje del umbral del 80%. Por motivos regulatorios, es un mercado que se ha ido atomizando y cuesta encontrar precios de referencia para volúmenes altos. Ante una demanda que se espera se mantenga sostenida, el peso de la intervención del BCRA y el volumen de ventas que necesite serán claves para entender la dinámica post electoral.

  • Ley Nueva York / Ley Local: Empieza a cambiar la perspectiva para la deuda reestructurada. Las paridades actuales descuentan escenarios negativos para la deuda, pero en los meses posteriores a las elecciones se abre una ventana donde un posible acuerdo con el FMI podría generar una efecto positivo sobre estos activos. Siguen siendo una inversión de riesgo, pero el margen de ganancia es mayor al de pérdida. Además, han ingresado en un período donde mejora significativamente el interés corrido, que pasa de un promedio de 1,4% en 2021 a 4,2% en 2022 dadas las paridades actuales.  

  • Ha sido la opción elegida por el Tesoro para poder estirar plazos y desconcentrar vencimientos del período electoral. Para los inversores sigue ofreciendo una doble cobertura, preserva el poder adquisitivo de los pesos al ajustar por inflación y dados los niveles altos de traslada a precios de devaluación (Pass Through), también genera una cobertura parcial contra eventuales ajustes discretos del tipo de cambio.  En lo que va del año le han ganado inclusive al Dólar MEP. La curva actual se muestra positiva ya desde los tramos más cortos, anticipando un eventual descenso transitorio en el ritmo inflacionario. Eso le genera un spread que ante el riesgo inflacionario lo sigue mostrando preferente con respecto a las opciones de tasa fija. 

  • Letras en Pesos: El Tesoro ha tenido dificultades en las dos últimas licitaciones para lograr ratios de renovación de vencimientos altos. Se ha planteado el objetivo ambicioso de extender vencimientos para el año próximo, reduciendo la oferta de corto plazo. Esto ha aumentado la preferencia por los instrumentos con cláusula de ajuste (CER – Dollar Linked) que ofrecen mayor cobertura a esos plazos.

  • El BCRA mantiene un bajo ritmo de depreciación que le quitaría tractivo a estos instrumentos, pero la cercanía del proceso electoral ha dado margen para que se recupere la demanda y se vuelvan a emitir estos instrumentos. Ante una expectativa de tipo de cambio controlado hasta las elecciones, los instrumentos más cortos (T2V1 – Nov-21)) devengan tasa positivos del orden del 7,5/8%, mientras en los tramos más largos (T2V2 – Nov-22), el spread sobre devaluación se reduce a 1,1%. Esto confirma que el riesgo que buscan cubrir los inversores es el de un ajuste discreto del tipo de cambio en los primeros meses de 2022.

  • A pesar de reiterados movimientos laterales, seguimos teniendo una visión constructiva de largo plazo. Las valuaciones siguen mostrando oportunidades de inversión en especial en Energía, Consumo Discrecional y Sector Financiero.

ESTRATEGIA DE ASIGNACIÓN DE ACTIVOS

Volver a inicio Novedades >